Saltar al contenido Saltar a la navegación Información de contacto Buscar

Un pueblo bajo las aguas

Una exposición recuerda en antiguo pueblo de Mansilla antes de que lo cubriera el agua, TVR conversa con José Luis, uno de los vecinos, entonces de 18 años, que vivieron el que fue un doloroso momento

En 1960 el antiguo pueblo de Mansilla de La Sierra desapareció, la presa se llenó en 1959. Su historia no es la habitual, estaba habitado, pero el agua lo cubrió porque fue el lugar elegido para hacer el embalse que lleva desde entonces su nombre. Los últimos vecinos que estaban el día en que el agua empezó a cubrirlo todo vivieron un momento que nunca pudieron olvidar, recogiendo sus enseres y dejando atrás la que hasta entonces había sido su casa.

Uno de aquellos ciudadanos ha estado este lunes con TVR recordando cómo fue su rápida despedida en la exposición dedicada al antiguo municipio. José Luis vivió 18 años allí. «Tuvimos que aguantar todo lo que nos llegó. En diez días -desde que les dijeron que se iba a desarrollar la obra- el agua estaba en medio pueblo. Estaba con el ganado, bajé y por la noche se habían marchado», apunta. «El agua estaba por todas partes y tuvimos que pasar los muebles por unas tablas.... había unas zanjas de dos metros hacía abajo. Estuvimos haciendo viajes», explica sobre aquel momento.

En la muestra, José Luis aparece en algunas de las fotografías dedicadas al antiguo municipio. «Tuvimos que aclimatarnos al nuevo pueblo, un año nos costó», asegura. «La verdad es que cuando baja el pantano y lo vemos seco...nos ponemos más nervioso», concluye.

En esta exposición TVR se encuentra también con Rocío, que hace veinte años que vino a Mansilla. «Veraneaba aquí y me enamoré. Hicimos una casa rural y vamos viviendo», explica sonriente. «Aquí se vive genial», dice para añadir una crítica: «Se les llena la boca de hablar de despoblación, pero se acuerdan cuando estamos en elecciones». Añade que se «necesitan ayudas», pero vivir en un sitio como este «merece la pena».